Alma desnuda | Poema

El agua engendra al agua
en la estreches de un contacto;
el viento habla recuerdos
o un cálido amanecer en remotas estancias.

En un desliz el alma se desnuda,
se suspende en la quietud del río;
el cuerpo queda a merced del recuerdo,
y las cicatrices, hasta entonces dolientes,
hacen un monologo al fracaso.

Somos la suma de nuestros dolores;
sombras en cuerpos de tortura
u hojas de escribano
dispuestas al capricho de los dioses.

Por las riberas del río se oye la ciudad
Parejas disertan el porvenir;
la tarde, como animal herido,
se esconde en los edificios
atravesada por nuestro dolor.

*Este poema hace parte del poemario Tierra de nadie y está registrado en la propiedad de derechos de autor según la ley vigente. Todos los derechos reservados.

4 respuestas para “Alma desnuda | Poema”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .